Qué decir sobre… «Philomena» (2013)

Philomena-Poster

Dirección: Stephen Frears

Guión: Steve Coogan, Jeff Pope (Martin Sixsmith)

Fotografía: Robbie Ryan

Música: Alexandre Desplat

Montaje: Valerio Bonelli

Reparto: Judi Dench, Steve Coogan, Charlie Murphy

Existen ciertas películas a las que uno les tiene un pelín de manía aún sin haberlas visto. Era el caso de Philomena (2013), lanzada mundialmente por la propulsión de los Weinstein, maestros en labores de distribución y mercadotecnia. Pero bien, una vez vista, no puedo reprocharle nada a esta cinta. ¿La verdad? Es una historia muy bonita de ver.

Dos nombres resaltan por encima de todos los demás. Uno, Stephen Frears, director británico con muy buen gusto y estilo. Es de esos que no llama la atención, aunque si uno observa su filmografía se dará cuenta de que ahí lucen títulos tan variados como My beautiful laundrette (1985), Dangerous liaisons (1988) o la mítica High fidelity (2000). Casi nada. Un seguro de calidad y talento, tanto como el otro nombre propio a destacar: Judi Dench. Conocida por su presencia en la saga del archiconocido espía James Bond, lo cierto es que yo siempre la recordaré por su espléndido, a la par que breve, papel en Shakespeare in love (1998), así como por aquella refunfuñona mujer de Chocolat (2000).  

philomena-trailer-09302013-101216

Ellos dos son los grandes pilares en los que se sustenta esta aventura dramática. Focalizada en el volcán sentimental que rodea al personaje de Philomena, el relato avanza con la idea de mostrar lo difícil que es pervivir cuando te han arrebatado a tu propio hijo. En este sentido, Judi Dench está maravillosa a la hora de interpretar a esa mujer sufrida, enclaustrada en sus dilemas morales y cuya ilusión no es otra que tener noticias sobre su pequeño. Le acompaña en su batalla Steve Coogan, también guionista de la cinta, formando así un tándem muy singular y con gran química entre ambos.

El director, Stephen Frears, lo maneja todo con gusto y armonía. La película queda perfecta dentro de sus intenciones. Es un drama sentido, emotivo. El monasterio de Roscrea, en Irlanda, se impone como una pesadilla sin escapatoria. Qué dolor y cuánta pena existieron entre aquellas paredes. Sin embargo, me gusta mucho la actitud que muestra frente a la vida el personaje de Philomena. Un gusto de película, la verdad. Recomendable.

Votación | 3/5  

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s