Qué decir sobre… «La vie d’Adèle» (2013)

PHOTO-Le-poster-officiel-de-La-Vie-d-Adele_portrait_w532

Dirección: Abdellatif Kechiche

Guión: Abdellatif Kechiche, Ghalya Lacroix (Novela gráfica: Julie Maroh)

Fotografía: Sofian El Fani

Música: Varios

Reparto: Adèle Exarchopoulos, Léa Seydoux, Salim Kechiouche, Mona Walravens

Basándose en el material que ofrece la novela gráfica de Julie Maroh, Le bleu est une couleur chaude (2010), el cineasta tunecino Abdellatif Kechiche consigue elaborar una emotiva adaptación para la gran pantalla que, en cierto modo, ha terminado por ser la principal sensación de la temporada, con el empuje que da salir victoriosa de un festival de cine tan importante como es el de Cannes. 

El relato es, en esencia, una inmensa odisea sentimental. Esta ya se palpa en la magnitud que lleva implícita el título de la película: La vie d’Adèle. Todo se centra en torno a la figura de Adèle, una adolescente que todavía anda confusa, aleteando desorientada hacia un mundo, el sexual y sentimental, en el que no termina de ubicarse. Imposible no mencionar, por cierto, a Adèle Exarchopoulos, nuestra protagonista. Lo hace, en líneas generales, muy bien. Resulta creíble su deriva sentimental, su sonrisa de felicidad y sus lágrimas de desconsuelo. Igual (o mejor) que ella está Léa Seydoux, esa cautivadora chica del pelo azul.  

Blue_Is_the_Warmest_Color-967169362-large

La primera impresión que tengo al terminar de ver la película es extraña. Me ha gustado la cinta francesa, sí. El poder de seducción de la misma es colosal. Sin embargo, pura contradicción, también me ha resultado tediosa y redundante por momentos. Tiene un metraje excesivamente largo que, para mi gusto, lastra la calidad general del film. Cierto es que posee escenas vibrantes, intensas (sobre todo, los últimos treinta minutos). Momentos apabullantes. Ando intrigado al principio y al final de la narración. Pero, en contraste, mi atención se distrae durante el núcleo central de la misma. 

Casi todo los años sucede que se estrena una película a la que todo el mundo alaba. Si eres de las personas a las que le ha gustado esta historia, no te preocupes, estás en el bando ganador. Inflada por la crítica y con el beneplácito del público, lo cierto es que esperaba algo más de ella. Dentro del género romántico, se han elaborado historias mucho mejores. En cualquier caso, se podría decir que La vie d’Adèle es un relato irregular, tan apasionante, bonito y emotivo como rutinario. Lo dicho, pura contradicción.

7.5/10    

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s