‘Changeling’. Cine con sabor a clásico.

El intercambio se ambienta, y de qué manera, en la ciudad de Los Angeles en plena década de los años veinte. En los suburbios de esta gran ciudad, vive Christina Collins, la maravillosa Angelina Jolie, con su hijo pequeño. Soltera y sin nadie que se puede hacer cargo del niño en sus ausencias por motivos de trabajo, la madre se ve obligada a confiar en que su hijo estará bien solo en casa, pues es un muchacho responsable. Sin embargo, un día a su vuelta del trabajo, la mujer descubre como el chico ha desaparecido. Aterrada y conmocionada, decide ponerse en manos, inmediatamente, de la policía. Una policía inmersa en una espiral de críticas y réplicas, materializadas en gran medida por el reverendo Briegleb (John Malkovich), por su incompetente labor. El cuerpo policial se hará cargo de la búsqueda del chico a sabiendas que puede ser utilizada para calmar el malestar de la opinión pública. Con esa premisa, la policía encontrará al hijo de Christina Collins. El problema llegará cuando la madre diga no reconocer a su hijo en ese muchacho.

La incansable madre, horrorizada nuevamente por la aparición extraña de un nuevo ‘hijo’, decidirá no cerrar el caso. Querrá llegar hasta el final. Intentar que la policía reabra la investigación (pese al fuerte golpe popular que esto supondría) y hacer oír, más fuerte que nunca, su ‘no sin mi hijo’. Sin embargo, las obstáculos que encontrará en su camino no serán fáciles de esquivar.

El intercambio es la historia de una cruzada. La cruzada que llevó a cabo esta madre soltera, en compañía del reverendo, contra la corrupta y desleal policía de Los Angeles. Una cruzada cuyo fin último no era otro que el encuentro con su añorado hijo. Una cruzada sencilla en su apariencia, pero poseedora de una complejidad de profundas emociones y sensaciones. Una cruzada que nos ha servido para demostrar las grandes cualidades que posee para hacer cine uno de los mitos vivientes del panorama actual, Clint Eastwood. Un hombre, por fortuna, que parece moverse fuera de las leyes del mercado. El intercambio es, en definitiva, cine con sabor a clásico.

Votación | 4/5

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s