Autour de minuit (1986)

Round-Midnight_2Dirección: Bertrand Tavernier 
Guion:
 Bertrand Tavernier / David Rayfiel

Producción: Warner Bros / Little Bear
Fotografía: Bruno de Keyzer
Montaje: Armand Psenny 
Música: Herbie Hancock 
Reparto: Dexter Gordon / François Cluzet / Gabrielle Haker / Sandra Reaves-Phillips / Herbie Hancock / Martin Scorsese 
Duración: 133 min
País: Estados Unidos / Francia 

Estamos en París, la noche cae y un saxo suena efusivo. La música proviene de un local donde el alcohol y el humo de los cigarrillos conjugan perfectamente con el espectáculo musical. Un lujo desconocido, un placer para los sentidos que sale del alma de Dale Turner, músico de gran planta, ya viejo y, lo que es peor, decrépito. El alcohol ha podido con él, la vida lo ha ahogado y tan solo encuentra refugio en la música, en su saxo. Es la representación ficticia de Lester Young, a quien da vida un espléndido Dexter Gordon, otro nombre propio del jazz. Fuera, en la calle, sin apenas dinero para pagarse una copa, está Francis. Asombrado, en armonía, feliz. No tiene nada y lo tiene todo cuando escucha tocar a Dale Turner. “Se lo debo todo a tipos como él”, dice con sinceridad.

Este entrañable admirador es François Cluzet, quien sale a pasear por la noche parisina y se adentra en el corazón del jazz. Es un homenaje realizado con mucho cariño y sentimiento. No me cuesta imaginar a Bertrand Tavernier vagando por las calles en busca de oxígeno, de notas musicales que le permitan respirar. Francis no es más que el alter ego del propio director, también guionista del film. Los errantes protagonistas se dan de la mano y avanzan juntos, ofreciendo un paisaje conmovedor en el que, no nos equivoquemos, el foco principal recae sobre el jazz. La oscarizada BSO de Herbie Hancock, también presente en el reparto, es fabulosa. En suma, Tavernier se cuela en un selecto club en el que grandes maestros del cine han evocado en alguna que otra ocasión la magia de este género musical. La obra más bonita y sentida quizá sea Treme (2010), de David Simon, por todo lo que ella conlleva, pero “clasicazos” del cine como Martin Scorsese (New York, New York, 1977), quien además tiene un divertido papel en este film, Woody Allen (Sweet and lowdown, 1999), Francis Ford Coppola (Cotton club, 1984) o Clint Eastwood (Bird, 1988), junto con incursiones como las de Wim Wenders (Buena Vista Social Club, 1999) o Fernando Trueba (Calle 54, 2000; Chico & Rita, 2010), le hacen compañía al admirable relato que supone Autour de minuit.

Una película cargada de la emotividad más sencilla, elaborada con las mejores intenciones y hecha realidad a través de las maravillosas interpretaciones de François Cluzet y Dexter Gordon. Las sinceras palabras de nuestros protagonistas, la magia del jazz y las bondades del corazón se aúnan para dar forma a una película preciosa.

round-midnight-1986

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s