‘What lies beneath’. Inquieta serenidad.

Asfixiante intriga con tintes sobrenaturales en la que Robert Zemeckis impregnaba a su narrativa de una tensión lacerante, conformando así un claustrofóbico paisaje que iba cogiendo forma, y de qué manera, gracias a la brillante interpretación de Michelle Pfeiffer y la encomiable labor, como secundario, de Harrison Ford.

La inquietud se convierte en el medio elegido por el director para imponernos su recital visual, siempre con el trasfondo de resolver una historia tan adictiva y misteriosa como brillante y terrorífica. Una casa cerca del lago, una fotografía y un cuarto de baño. No hacen falta muchas más cosas para tejer una de las mejores intrigas de los últimos tiempos. Servida a fuego lento, reserva un justo espacio a la paciencia y parsimonia, dotándose así de un ritmo in crescendo que terminará por incendiar nuestras pantallas de televisión.

Háganme caso y vean ‘Lo que la verdad esconde’. Una acertada combinación de distintas melodías que termina por sonar a la perfección. El gran Robert Zemeckis da muestras de su polivalencia cinematográfica, de su virtud narrativa y termina por sentar cátedra en un género que, hasta la fecha de estreno de esta cinta, le era desconocido. Totalmente minusvalorada.

8/10

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s